12/7/10

Perdido en ti

Al parecer te has perdido en ti mismo
( tan inmenso e insondable eres).
Habitas un rostro serio, pálido y demacrado
ensamblando primaveras en el ábaco
de tu tristeza y tu silencio exterior,
agotándote en  esa lucha de pensamientos
que nunca te deja sentir paz por dentro,
buscando siempre el agua libre y pura,
quizá buscando el  momento ignoto
que no pudieron darte por efímero,
quizá buscando la niña clara de ayer
que te reía el tiempo y te soplaba
sobre su mano sueños compartidos.

Por un instante, creíste encontrarla.
Hizo de ti una sonrisa encantadora al viento,
hizo de ti una palabra de amor eterna,
hizo de ti la lluvia y el despertar,
hizo de ti el milagro de la consciencia.

Pero la mujer que buscas, se ha perdido
como tú, no se encuentra en su sendero
la diosa de mármol que nunca cae,
con el disfraz de luna y los zapatos brillantes...
Y aparece la otra, la distinta, la inminente,
vestida siempre de hola  pero diciendo adiós,
diciéndote ella hola y tú diciendo adiós,
alojando las tardes y las noches sin futuro
de tu vergel de centaureas cyanus a tu antojo.

9 comentarios:

plinnn... dijo...

Si siguen el curso de tus versos, se encontrarán:)) tus letras son un hermoso camino!!

TORO SALVAJE dijo...

Cada vez que acabo de leerte doy las gracias por haber llegado a tu blog.

:)

Besos.

Mistral dijo...

·Pero la mujer que buscas, se ha perdido
como tú, no se encuentra en su sendero
la diosa de mármol que nunca cae,
con el disfraz de luna y los zapatos brillantes..."

Escribes con serenidad, belleza y con un vocabularío extenso y preciso,
pero lo que más sobresale, es el sentimiento con que impregnas a cada uno de tus versos.

Un verdadero placer leerte.

Estrella Altair dijo...

Hola... Laura.. el problema es no querer darnos cuenta de que somos todo, la niña que juega, la mujer que no se encuentra, el hola que es adiós, y el adios que es hola y el encuentro que es todos.

Un beso

Jorge Torres Daudet dijo...

No cabe duda de que los años dejan secuelas, en el amor y en la personalidad.
Es un bello poema que suena a sinceridad.
Besos.

Pluma Roja dijo...

Aparentar tranquilidad y serenidad con una sonrisa y un hola. Mientras la adiós, ya no te quiero, está perdida o escondida tras esa frialdad aparente.

Muy bueno Laura. Como siempre.

Saludos cordiales amiga.

-Pato- dijo...

Me matan los desencuentros, cada día un poco mas.

Besos.

reltih dijo...

guau!! qué belleza de fuerza tiene tu lírica.
besos

sandocan en bicicleta dijo...

es pe ct ac ul ar ! !

no sabes cuanto agradezco tu comentario en mi blog, pues me permitio encontrar el tuyo.
Que manera de escribir. pude imaginarmelo a el, añejo y descalzo a orillas del mar, enuna playa perdida, con los arapos de la vida.

Regresare sin dudas a leerte.

un saludo desde la lejanaia.