8/2/11

Amanecer de ascenso

Me amaneció hoy el día
preñado de vacío.

Con cierto olor a sal,
con el sonido hueco
de ecos anochecidos
y  el sabor a ceniza
pastoso entre los dientes,
se abrió sin esperanzas.


Pronto se hizo un poema
batalla entre mis dedos.

Mojado de tu hielo,
velado por tu angustia,
oculto en el sonido
que no quise escuchar,
quiso volar inquieto.

Entonces, por sorpresa,
fui verso entre tus brazos.

La calidez del alba
nos despejó la lluvia
y el sol hizo pedazos
algún iceberg nuestro
ardiendo en nuestros labios.

Me acurruqué en tu pecho
y te soñé despacio.

33 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Mi día amaneció gemelo al tuyo pero no mejoró.
Que bien escribes.
Alimento para el alma.

Besos.

OZNA-OZNA dijo...

bellisimo poema nos regalas, para leerlo despacio y adormecernos en su regazo. un besin de esta asturiana.

Cecy dijo...

Amanecio vacio y el dia lo fue llenado hasta completarlo, acurrucada en el mejor lugar.

Precioso!

Un beso.

Noray dijo...

Eso es lo mejor, saborear ese sueño bien despacio, como quien toma un buen vino.


Un abrazo.

TriniReina dijo...

Un abrazo tiene poder para derretir muchas escarchas y despejar densas nieblas.

Besos

Amelia Díaz dijo...

Qué manera tan perfecta de terminar, mi trilli querida.

Yo hoy amanecí con algo de sal...y me he quedado sorprendida al encontrar cerrada una puerta.

Es un día extraño.

Un beso, amiga mía, mi hermana.

Pluma Roja dijo...

"Entonces, por sorpresa,
fui verso entre tus brazos".

Que bella figura, bello poema como siempre mi querida Laura.

besos

Leonel dijo...

Cuanta belleza en tus versos querida Laura, cuantas imágenes que llegan y se quedan precisas en los ojos, dibujadas con palabras.
Me encantó.
Un abrazo fuerte.
Leo

Anónimo dijo...

Que maravilla poder escribir lo que sientes en cada momento, me parece estupendo y cada día lo haces mejor, creo que llegas a muchas personas, sigue así, es maravilloso poder leer cada día un trocito de tu corazón, besos. chapaf

Estrella Altair dijo...

Ummm la mejora es importante...

me apunto a ellas, ese conseguir que al final del día, la balanza sea positiva, creo que es lo mejor...

Un beso...

Maritza dijo...

Bello poema, Laura querida, me dejé llevar por esa triste manera de empezar la mañana, tan salada al paladar de la protagonista...
Cuántas mañanas han sido así para todos. Y qué hermoso el cambio rotundo de ella!
No todos logran vencer esos momentos de hielo, hace falta mucha grandeza interior y dejar de lado los orgullos y rencores.

Hacer vida juntos, sin duda vale la pena, y acurrucada en su pecho es una muy buena manera de lograrlo.

Has transmitido de manera tangible las emociones, las sensaciones.

Un lindo trabajo.
Felicito tu talento.

Abrazo grande para ti!

Noe Palma dijo...

cada vez que paso a verte me voy con una sensación de paz que no se explicarte, mas allá de cual sea la intención del poema, claro!

hay escondida una dulzura inconfundible y sin embargo no deja de ser interesante de leer!!

besotes con luz para q mañana amanezcas feliz...

soy beatriz dijo...

Disfruta mucho tu día en ascenso. Yo ya no recuerdo lo que eso significa.
Disfrutalo mujer.

Un fuerte abrazo!!!

Luisa Navarrete dijo...

que curioso! hablas de icebergs que queman y el otro día pinté algo con que cuenta algo de eso... a veces pienso que hay conexiones que no entiendo ;)

Me gustó ese comienzo de vacío preñado parecía describieras mis despertares

Besicos un montón

Ian Welden dijo...

He leído esta preciosura tuya como si estuviera leyendo un texto sagrado.
Felicitaciones,Laura.
Me conmoviste.

Ian.

Anónimo dijo...

Un amanecer que pintaba versos en batalla y se volvió triunfo entre unos brazos.

¿No es acaso uno de esos poemas que se escriben con los ojos cerrados?

Besos Laura, tus poemas son los que enriquecen este pedacito de mi tiempo y de mi alma.

Soy Pato (vuelvo al anonimato :(

nara dijo...

hay dias así de vacios como cuentas, pero hay que llenarlos aunque sea de esperanzas !!!

besos.

Manuel dijo...

Querida Laura: acabo de darme el gustazo de leerte. Ha sido como leer música.

¡Menudo ritmo has puesto!.

Al final me gustó ver que ese preñado del comienzo se convirtió en un sueño plácido.

Un beso.

Marcos Callau dijo...

Un poema precioso el vivido tras ese amanecer preñado de vacío. Al leerte podemos reconocer cómo ha brotado desde ti el poema y es muy agradable ese paseo. Besos.

arena dijo...

amanecer en sus brazos, acurrucada en su calor y cobijada en su sentimiento

un abrazo

Marisa dijo...

Acurrucarse en un abrazo cálido
es un sueño para saborear
pasito a paso.

Muy bello

Un abrazo

Jorge Torres Daudet dijo...

"... fui verso entre tus brazos..."
y ésto es poesía.
Sigue viviendo esos maravillosos sueños.
Besos.

Edurne dijo...

HERMOSÍSIMO!
Y no digo más, que sobran hasta mis palabras.

Besos compi, y ojalá todos los días te amanezcan así!
;)

Sneyder dijo...

Que bellos versos querida Laura, dejas que se sientan al leerlos.
Este último me encanta…
-Me acurruqué en tu pecho
y te soñé despacio-.

Un enorme beso

Oréadas dijo...

Con un abrazo no hay hielo que se resista.
Un beso :-)

Elena Lechuga dijo...

no hay mejor forma de soñar

te echamos de menos, Laura

Joyce M. Medina Celi dijo...

Cito:
"Me acurruqué en tu pecho
y te soñé despacio"

Hermoso como de costumbre.
Gracias por escribir, adoro leer tanto que sale de ti.

Saludos y los mejores deseos.

Narci dijo...

Precioso amanecer en un poema más bello aún.

Besos

Rosa dijo...

Qué buen comienzo Laura y que buen ritmo que nos lanza cuesta abajo entre versos como "Mojado de tu hielo" "... y el sol hizo pedazos algún iceberg nuestro".

Me encanta leerte. Siento una brisa de ternura que me envuelve.

Un beso corazón.

Emilio dijo...

Como siempre, Laura, fiel a tu estilo, componiendo versos llenos de sensualidad.

!Qué mejor final!

Besos y abrazos.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Hoy paso a cierta velocidad... Ando de tiempo como de títulos nobiliarios, vamos ninguno. Sólo decirte que es un placer verte de vez en cuando por mi espacio, y te doy las gracias por ello.

Saludos y un abrazo.

Liliana G. dijo...

¡Qué hermoso! La nostalgia va dejando lugar, de a poco, a esa pasión que es sol en el alma y fuego en el cuerpo.

Me encantó, Lauri.

Besos y buen finde.

Mayde Molina dijo...

Dulzura en tus palabras y el alma en cada verso
y ese final inmenso de acurruque y soñarlo despacio es inconmesurable, Laura querida, debe haberse quedado prendido a un siempre cielo...

mil besos voladores, trilliza linda ;)

que disfrutéis mucho del finde