3/2/12

Compañera de viaje

Como venganza hacia la fortaleza
que ha esculpido en mí
su constante y agotadora compañía,
hoy la muerte vino otra vez a mi puerta.

Apareció por sorpresa,
como aquel cachorro de gato
pequeñito, de pocos días,
rígido y frío en mi jardín.

Quise mirarla a la cara,
como se hacen estas cosas...
pero no pude.

Mañana será día
para arrojar cadáveres
y refugiar memorias.

Hoy necesito
unas vacaciones
en la paz de los vivos,
unas vacaciones...
               ... de muerte.

31 comentarios:

Leonel Licea dijo...

Toma esas vacaciones, que sean de paz, que sean de silencios, que sean sobre todo, libres de muerte. Que, aunque los vivos disturben, la muerte es desolada.

Un besazo, Laura, y un abrazo fuerte.
Leo

Pluma Roja dijo...

Si los vivos te dan paz, disfrútalos y toma las vacaciones con ellos. aunque si es una paz de muerte creo que existe contradicción o juego de palabras interesantes.

Besos Laura.

TORO SALVAJE dijo...

Lo siento Laura.
Espero que no te duela.

Besos.

TriniReina dijo...

Ella nunca falla. Espera y da el zarpazo, cuando no es en estos es en aquellos, y nos duelen todos. Y sabemos, que un día nos toparemos de frente a su mirada... Hasta entonces,sólo podemos llorarlos y vivir...

Besos

José Manuel dijo...

Si tus vacaciones van a ser de muerte, que solo sea el juego de palabras. La paz, los silencios,... es lo único que debemos desear de la muerte.

Besos

Bosón de Higgs dijo...

Tómate unas vacaciones ya que la muerte no tiene ese privilegio,como trabajadora incansable que es y caprichosa como ella sola.Un beso muy grande Laura.

Saudades8 dijo...

Qué mejor antídoto que la vida misma, cuando algo se apaga debemos encender una vela nueva, ahora que tantas cosas comienzan.

Siempre nos quedará un hueco para todo aquello que apagó su vida.

Un abrazo,

Lapislazuli dijo...

Hola Laura, tomate esas vacaciones y que sean lo suficientemente largas para seguir leyendote, como este juego de palabras muy interesante
Un abrazo

La sonrisa de Hiperión dijo...

La parca, siempre a la vuelta de la esquina...

Saludos y un abrazo.

Osvaldo Rene Alberto dijo...

La paz está en tu alma viva y en la muerte de tu alma en paz.
Hermoso lo que transmites Laura.
Un beso

Jorge Torres Daudet dijo...

Pues hay que mirarla, m'as tu, con esos ojos vivarachos. La muerte odia la vida, la espanta.
Me ha encantado este simpático poema.
Besos.

Carmen dijo...

Que os pasa hoy con la muerte.
¿ Os habéis puesto de acuerdo para escribir sobre ella?
Vengo del blogs de verbo y penumbra y tiene un texto muy interesante ( prosa poética) sobre este tema..
Tu poema también tiene mucha miga.
Vacaciones entre los vivos, alejada de la muerte.
como si eso fuese tan fácil.
El pasado Diciembre se nos murió un amigo el día 24 justamente y es que efectivamente hay veces que no viene a cuento morirse...Esto es la vida.
Un saludo

Edurne dijo...

Un intermezzo entre las dos orillas.
Aprovecha la de los vivos, que la otra, siempre acecha.

Y un abrazote enorme.
Ánimo!
;)

Ian Welden dijo...

Querida Laura, tu magníco poema tan lleno de tristeza me ha conmovido el alma.
Siempre es difícil escribir acerca de la muerte pero en tu caso lo has hecho con distinción.
Me impresionó la imágen del gatito ya frío.

Un abrazo desde Copenhague congelada,

Ian.

Gustavo Figueroa V. dijo...

La muerte es nuestra compañera de viaje, pero, a veces, hay que torcerle el cuello y ahuyentarla para que nos deje en paz; para que nos deje vivir la vida que nos merecemos.
Hermoso y dramático poema.
Saludos poeta!!!

Juan Risueño dijo...

Debemos convivir con ella, con su fantasma. No se amigos...ni enemigos. Es así.

Un abrazo Laura

Juan Risueño dijo...

No ser amigos, quería decir

Betty Mtz Compeán dijo...

Hola Laura, la muerte es nuestra fiel compa;era.
Sabias y bellas tus letras como siempre.
Un inmenso abrazo.

MiLaGroS dijo...

Es un poema inquietante. Espero que te encuentres bien. Besos.

Rosa dijo...

La muerte no viene mi niña... está siempre ahí para recordarnos que este mundo está de paso y no olvidar que cada día es un nuevo reto para aprender a vivir y disfrutar de lo que aún tenemos.

Espero que estés bien cariño. Coge esas vacaciones y disfruta la paz de los muertos.

Un abrazo enorme, como tu poesía... como tú

Manuel dijo...

Lo cierto es que si: te hacen falta unas vacaciones. De muerte o de lo que sea, pero unas buenas vacaciones.

Y, mientras las disfrutas (cuando llegue el momento) igue escribiendo cosas tan hermosas e intensas como estas.

Me encantó volver a abrazarte. Un beso, compi.

El Poeta Maldito dijo...

Cuando la muerte nos toma de sorpresa, nos deja un impacto que verdaderamente sacude.

Saludos.

enletrasarte(Omar) dijo...

controversias, entre vida y muerte
saludos

Narci dijo...

Que la paz de los vivos te dé fortaleza y te cobije y amapare ante futuros encuentros con la parca, que aun siendo inexcusables, siempre son más llevaderos cuando la vida está de nuestra parte.

Besos

Sneyder dijo...

Un bonito juego de palabras.
Que tus vacaciones sean de “muerte” con los vivos
y la muerte no aparezca.

Un cálido abrazo

Cita dijo...

Oye!!! déjate ya de poemas oscuros, eh? qué no paramos de llorar elegías!!! por el amor de dios... respiremos!!!

Aun con todo, sabes que escribes precioso.

Besos
Cita

Nines Díaz dijo...

Un beso, Laura.

FRAN SANCHEZ dijo...

Cada vez que te leo, siento más recuerdos. Siempre he creído que cuando alguien escribe, otro debe entender, y cuando te leo, entiendo, quizás no lo que escribes, pero si lo que siento. Gracias Laura

Oréadas dijo...

Espero que estes bien, la muerte no es amiga de nadie.
Un besito

Amig@mi@ dijo...

Mejor toma esas vacaciones y que la muerte espere.
Un abrazo

Miguel Dubois Thenaisie dijo...

Te pido disculpas,pero no entiendo, demasiado, bien lo de enlaces, comentarias.
Pero disfruto, muchísimo con la poesía.

Un beso:

Miguel