13/2/15

Estocada final

( Imagen de la red)


 
Se rompen en pedazos las palabras
y un montón de sonidos inconexos
se agitan y se muerden imparables:
te hierven despiadados en la boca.

Y tu  carne se abre de repente
cuando afila el cuchillo la pregunta
de una vida que nunca fue la tuya
aunque tú la elegiste - en teoría-.

Todo el tiempo pasado se detiene
y descubres que el río estaba seco,
que la flor que llevabas en el pelo
no era más que una herida maquillada.

Más de mil  estocadas detenidas,
y tu sueño pisado en una alfombra,
tantas risas que guardas como manta...
y presientes que todo ha terminado.

Que otros limpien tu sangre. Tú estás muerta.

Te da igual que te acusen, que te ignoren,
que tus años de luz nadie los vea,
que le den mil patadas a tu abrazo.

Te da igual ese tiempo que invertiste
en sembrar el amor por donde ibas:
estás sola y a nadie ya le importas.

13 comentarios:

poemas lichazul dijo...

de ingratos está lleno el mundo sin duda
doloroso poema y la foto aún más

abrazos

Maritza dijo...

Me duele el alma...
La vida tiene esto. De pronto nos "despertamos" con nuestro mundo en el suelo. Nuestras heridas abiertas, producto de tantas estocadas recibidas, y nosotros desangrándonos por completo... hasta cuándo? No sé.
Habrá que vivírselo, como tantas otras cosas que ya hemos pasado. No lo podemos evitar: ya fue, ya está dicho, y hecho.
Se dio todo lo que podía darse. Se3 hizo, todo lo que podía hacerse.

Que el dolor de la hablante no se prolongue por más tiempo del que sea necesario.

Muy sentido. Muy doloroso, profundo; tan real...

ABRAZO GRANDE por esta entrega intensa, y por las tantas otras cosas que aquí no digo.

Marinel dijo...

Es un poema hermosamente desgarrador...
Duele tan solo de pensarlo y es que la vida puede hacernos los más felices del mundo o llevarnos al infierno de la indiferencia..
Besos.

Julio Dìaz-Escamilla dijo...

Si algo he de celebrar es llegar a tu espacio, abrazar tus letras, y volver a la añeja sensación de conocerte. Como ha dicho nuestra Marinel: "Es un poema hermosamente desgarrador...(...)". Y me llevo estos versos para acariciarlos en silencio: "(...) que la flor que llevabas en el pelo no era más que una herida maquillada.". ¡Grandioso! Un beso.

josé ángel dijo...

Respondo a tu abrazo con mis brazos abiertos, todo pasa amiga.

Abuela Ciber dijo...

La imagen da pavura el corazoncito se apretuja, el poema acompaña el sentir
Cariños y buen fin de semana largooo

Saudades8 dijo...

No has perdido lo más importante, tu propio ser, seguirás sembrando semillas, germinarán o no, pero no hay nada con más valor que la sembradora.

Besos.

Rafael dijo...

Por mucho que le duela la herida y los recuerdos llamen a la puerta, tu protagonista "no está muerta", al contrario.
Un abrazo y feliz fin de semana.

Navegante V dijo...

Espero que tus palabras sinceras, desgarradoras y perfectamente tejidas muestren a la protagonista de tu poema que las suyas ya han empezado a recomponerse aunque no lo sepa.
Quizà también debería volver a cultivar flores para volver a ponerse una y comprobar que la sensación de llevarla existió y que sus años de luz existieron y son suyos.
Un abrazo enorme

Abuela Ciber dijo...

Gracias Laura por tus sentires
Son tan calidos como tu
Cariños mil

José Manuel dijo...

Heridas abiertas que nos llevan por un mundo doloroso que en muchas ocasiones no logramos cicatrizar.

Besos

Cielo dijo...

Tremenda y dura metáfora
como un disparo dentro del corazón

impacta

enhorabuena!!!!

Un besote.

Amando García Nuño dijo...

El tiempo nos permite descubrir que los ríos secos permiten mejor su cruce para llegar a la otra orilla, la que de verdad importa. Quizá no importe a quien importes.
Abrazos, siempre